prolife

POR Los Cracks

Ya está a la vuelta de la esquina el evento deportivo más importante del año en Estados Unidos, el Super Bowl, el fin de semana que paraliza a la unión americana en todas sus facetas.

No importa si eres o no aficionado al fútbol americano, el primer domingo de febrero tiene un poco para todos los gustos, y Los Cracks te preparan para que sepas absolutamente todo antes del gran partido.

El Super Bowl LII se disputará en Minnesota, y el camino hacia él ha sido maravilloso, la postemporada ha tenido destellos dignos de recordar como el pase de TD de Mariota para Mariota, la increíble recepción de Stefon Diggs para dejar tendidos en el terreno a los Saints, o la gran sorpresa que dio Jacksonville derrotando a Pittsburgh a domicilio; qué decir de Nick Foles y a la defensa de Philadelphia guiando a los Eagles cuando todos creíamos que su temporada había terminado al mismo tiempo que la rodilla de Carson Wentz o el imponente Tom Brady, siendo una estrella rutilante a pesar de sus 40 años de edad.

El Super Bowl es mucho más que fútbol americano, es glamour, fiesta, apuestas, mercadotecnia, música, espectáculo, todo ello reunido en una sola sede.

Minneapolis se convierte en el centro de atracción de todo el planeta durante un fin de semana en el que un partido atrae a más de 170 millones de televidentes,  solamente superado por el rating que genera la final de la Copa del Mundo, que rebasa el billón de espectadores reunidos ante la televisión alrededor del mundo.

El espectáculo del medio tiempo es siempre un acontecimiento a seguir, y podemos recordar memorables presentaciones como la de Michael Jackson en la edición XXVII o el homenaje de U2 a las víctimas del 11 de septiembre, hasta bochornosas actuaciones como The Black Eyed Peas o la de New Kids on the Block, pero sin duda alguna la de Janet Jackson es la más recordada de la historia, un show de medio tiempo que compartió con Kid Rock, Jessica Simpson, Nelly Furtado y, por supuesto, con Justin Timberlake; curiosamente, lo más memorable de aquella presentación no fue la música ni el espectáculo, sino la “boobie saltarina” de Janet, que fue expuesta por Timberlake y que cambió la historia de los espectáculos de medio tiempo para siempre, pues ahora van con cinco segundos de retraso, para que la televisora pueda actuar en caso de algún otro “accidente”. Ah, por cierto, este año el show en Minnesota correrá a cargo de Justin Timberlake nuevamente.

Otro aspecto interesante del súper domingo radica en los comerciales de televisión que se emiten durante la transmisión del partido, las marcas más importantes de Estados Unidos derrochan una fortuna para tener un sitio en el evento deportivo del año, y es que un spot de 30 segundos ¡supera los cinco millones de dólares! En el primer Super Bowl, el costo por cada anuncio de medio minuto era de 40 mil billetes verdes, más de 100 veces menos de lo que se paga actualmente, una muestra concreta del crecimiento de la NFL a través de las décadas.

Pero entonces, ¿cuánto cuesta ir al Super Bowl?  Los boletos en la reventa alcanzan precios exorbitantes, en la edición cincuenta se llegaron a pagar 358 mil dólares por un solo boleto para el partido, aunque si no te gusta mucho el fútbol americano, podrías comprarte un Ferrari 488 GTB Coupé, básicamente por la misma cantidad.

Desde México, las agencias de viajes oficiales de la NFL ofrecen paquetes desde 8,400 y hasta 20,500 dólares, dependiendo la ubicación en el estadio, la categoría del hotel, entre otros aspectos.

Así pues, todo está listo para el súper domingo. ¿Ya tienes a tu favorito? ¿Quién será El Crack del partido?

Datos curiosos

Durante el Super Bowl se consumen aproximadamente:

• 1.25 billones de alitas.

• 1.8 millones de kilos de palomitas.

• 5.1 millones de kilos de papas.

• 3.7 millones de kilos de totopos.

• 35.9 millones de kilos de aguacate.

• 1.23 billones de litros de cerveza.

• Se gastarán más de 2 millones de dólares en refresco.




NOTAS RELACIONADAS