prolife

POR Mónica Pinoncely Esquer

Las preguntas del millón… ¿Se puede añejar un vino blanco? ¿Cuánto tiempo? ¿Entre más añejo es mejor?

La respuesta es muy variante, ya que sabemos que no todo vino entre más añejo es mejor, hay algunos que tienen cualidades específicas para poder tener una maduración larga en botella y otros no.

Frecuentemente asociamos el vino blanco con un vino fresco, ligero y muy aromático, pero existe otro estilo de vinos blancos con mayor cuerpo, volumen en boca y más complejos como los vinos blancos con crianza.

Para que un vino blanco pueda pasar por una crianza en barrica y/o una maduración en botella prolongada, dependerá de varias cosas como la técnica de vinificación, el tiempo de maceración (tiempo en el que el jugo está en contacto con las cáscaras de la uva), variedades, entre otros.

El primer punto importante es la variedad de las uvas. No todas son aptas para elaborar este tipo de vinos ya que buscamos que tengan acidez, gran calidad, cuerpo y facilidad de integrar bien la madera y sus taninos para crear un vino más complejo, pero sin perder esa acidez que ayudará a proteger el vino del paso del tiempo.

Las más utilizadas: Riesling, Albariño y Chardonnay.

En su proceso de elaboración, el jugo deberá de pasar por un pequeño tiempo en maceración para poder extraer más aromas, así como los taninos que encontramos en las cáscaras para que el vino perdure sin oxidarse tan rápidamente como un vino blanco sin maceración.

El porcentaje de alcohol que tendrá el vino también ayudará a prolongar su vida. Tendrán un volumen entre los 12.5 a los 13% alc. Vol.

La crianza en barrica también apoyará debido a que, durante el contacto del vino con la madera, ésta aportará taninos que actuarán no solo como antioxidantes, sino que nos darán mayor volumen en boca y notas especiales en aroma como los tostados, mantequillas, especias, frutos secos y miel.

Los vinos tendrán tonalidades más doradas, y serán menos ácidos, con más estructura, cremosos, densos y persistentes. Tómalo entre 8-12º C y a disfrutar. ¡Salud!




NOTAS RELACIONADAS