proconnect

POR PRO Magazine Staff

INFLUENCERS QUE PASARON DE GENERAR CONTENIDO A EMPRENDER NEGOCIOS SUMAMENTE VALIOSOS

INFLUENCERS QUE PASARON DE GENERAR CONTENIDO A EMPRENDER NEGOCIOS SUMAMENTE VALIOSOS

“Haz lo que amas y los beneficios vendrán después”, esto es prácticamente lo que muchos gurús del emprendimiento repiten una y otra vez como si su vida dependiera de ello, sin embargo, ¿qué tan cierto puede llegar a ser?, ¿de verdad podemos volver nuestro hobby en algo redituable?

No sólo se trata de hacer lo que amas, también debes aprender a organizarte, innovar, seguir siendo constante, persistente, creativo, etcétera. El crear un blog no te va a garantizar el éxito, sin embargo con la fórmula correcta puedes llegar a lograrlo.

Existen casos de emprendedoras, que iniciaron un blog en Internet y se enfocaron exclusivamente a generar contenido, pero que posteriormente obtuvieron la popularidad y credibilidad suficiente para crear una marca de productos exitosa, lista para ser adquirida por sus mismos seguidores.

A continuación presentamos algunos casos de blogueras que convirtieron su influencia dentro de su industria en negocios con un muy alto valor.

  1. Chiara Ferragni

Esta es probablemente una de las mayores historias de éxito de una bloguera que se convirtió en empresaria de su propia persona. Básicamente creó toda una marca alrededor de su nombre, con la que ha lanzado una colección de zapatos diseñada por ella misma, mientras que continúa manteniendo redituable su blog de moda llamado “The Blonde Salad”, de acuerdo a una entrevista con The Guardian, al iniciar con su blog, Chiara cobraba alrededor de 1,000 a 2,000 libras (alrededor de 24 mil a 48 mil pesos). Actualmente no ha declarado el costo de poder figurar en sus redes sociales, sin embargo es claro que el precio ha aumentado –y mucho–, sobre todo por el hecho de que, 8 años después de haber fundado The Blonde Salad, la ex estudiante de leyes, ya acumula más de 55 portadas en revistas de moda internacionales, más de 9.6 millones de seguidores en Instagram e incluso ha sido tema de un caso de estudio en la Universidad de Harvard.

  1. Emily Weiss

Su carrera comenzó en las oficinas de Vogue como practicante, cuando aún estudiaba en NYU, después se convirtió en asistente de la directora de estilo de la revista, Elissa Santisi, donde comenzó a tomar el gusto por el maquillaje y de las personas detrás del mundo editorial. Esto le ayudó a inspirarse a crear su blog de contenido Into The Gloss, donde entrevistó a personalidades como Arianna Huffington, fundadora de The Huffington Post, Jenna Lyons, directora creativa de J. Crew e incluso Kim Kardashian. El sitio web recibe más de 1.5 millones de visitantes únicos mensuales, los cuales se interesan principalmente en rutinas de belleza de mujeres exitosas, recomendaciones del cuidado diario, etcétera. Sin duda, Emily supo darle al clavo del contenido que su audiencia quería convirtiéndose en una de las blogueras más influyentes en cuando a belleza se refiere; esto la llevó a idear su propia marca de productos llamada Glossier, en la que actualmente emplea a 45 personas y tiene una lista de espera de miles de personas para comprar alguno de sus productos, los cuales no son precisamente baratos. En su última ronda de financiamiento, Glossier obtuvo la nada despreciable cantidad de 24 millones de dólares para expandir el negocio internacionalmente.

  1. Leandra Medine

Mejor conocida como The Man Repeller, Leandra fundó este sitio web cuando apenas tenía 21 años, siendo aún una estudiante de periodismo en Manhattan. Esto con el tiempo la llevó a ganarse un reconocido nombre dentro del mundo de la moda y a posicionarse como una de las blogueras más influyentes de la industria, recopilando millones y millones de visitas mensualmente y ganando cientos de miles de dólares anuales gracias a colaboraciones con marcas y anuncios dentro del blog. El nombre del sitio (“repelente de hombres” en español) surgió debido a que Medine siempre se vistió de forma atípica, por lo que sus amigas le decían que tal vez eso es lo que hacía que “ahuyentara” a los hombres. Leandra se dio cuenta que era preferible dejar de salir en citas, antes de dejar su peculiar estilo, aludiendo que no se viste para nadie y mucho menos para el género masculino. Poco a poco, la escritora puso de moda ropa que todos queríamos llevar pero muy pocas nos atrevíamos, por ser tan poco favorecedoras. Su influencia en la moda, la llevó a colaborar con otras marcas para crear piezas únicas y originales. Sin embargo en el 2016, llegó el día en que Leandra creó su propia línea de zapatos llamada MR by Man Repeller, formada por 10 estilos que van desde los 350 a 795 dólares. ¡Nada mal para ser una periodista! 




NOTAS RELACIONADAS