prolife

POR PROMAGAZINE

CNN decidió ponerle un alto y con un brillante y simple spot de video puso en claro su papel en el juego de la objetividad y del periodismo.

Sería extraño a estas alturas del juego político no estar familiarizados con la frase “Fake News”, que alude al actual presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y su forma muy particular de intentar desacreditar cualquier noticia que no le favorezca personal o políticamente.

A casi 11 meses de su toma de protesta, se le han presentado innumerables escándalos destapados en su gestión o durante su campaña, algunos de los más conocidos son su vinculación con intervención rusa durante las elecciones de 2016, su falta de transparencia en sus declaraciones de propiedad, su inconsistencia en el manejo de su staff en la Casa Blanca, su comportamiento y comentario misóginos y su falta de sentido común en el tema de armamento nuclear con Corea del Norte, por mencionar algunos. 

Tenemos material para escribir una thirller de drama sin duda, desde el inicio de la presidencia de Trump se ha vivido una guerra con los medios, en especial con CNN, por intentar deslegitimizarlos como fuente verídica de información.

Cabe recordar que todo esto inicio con el tema del tamaño de la multitud que acudió al discurso inaugural de Donald Trump como presidente, con su oficina y staff afirmando que nunca se había visto una multitud tan grande, mientras las fotografías y las estadísticas del National Park Service indicaban lo contrario.

Incluso podríamos decir que ya nos parecen normales los tweets de Trump con las palabras FAKE NEWS en mayúsculas y acompañadas de innumerables signos de exclamación para intentar evadir cualquier historia mediática que señale fallas en sus declaraciones u hechos omitidos.

Y esta es la primera vez en la historia que de hecho un presidente de Estados Unidos se toma la libertad de comentar sobre política nacional desde su cuenta personal en un red social y usarla para hacer anuncios oficiales o deslegitimizar contrincantes, talking bout’ politics and social media. 

No debería ser sorpresa sin embargo, ya que las redes sociales jugaron un papel clave en su victoria electoral en 2016, con mucho diciendo que lo que hace 2 años llamábamos las “bondades” de las redes sociales, esto es, la información libre que corría a través de ellas, hoy consideramos los “peligros” de las redes sociales, esto es, los riesgos de quedar atrapados en un burbuja de noticias segmentadas y no darnos cuenta lo que realmente sucede a nuestro alrededor. Por esto precisa razón Mark Zuckerberg, Sundar Pichai y otros CEOs de las principales marcas en nuestra experiencia digital están adecuando sus plataformas para evitar que se repita el efecto político 2016, donde a través de publicidad pagada o de noticias falsas se deslegitimizaba a contrincantes o se sesgaba la información y perspectiva de ciertos grupos. Hay que decirlo, es una estrategia brillante, pero también una moral gris.

Y después de meses de estar en el juego de Fake News, siendo CNN uno de los principales targets por comentarios de Trump, esta precisa semana fuimos testigos de algo sin precedentes, una cadena de noticias contraatacando con una campaña de marketing llamada “Facts First”.

CNN decidió ponerle un alto y con un brillante y simple spot de video puso en claro su papel en el juego de la objetividad y del periodismo. Estos días sin duda estaremos viendo la evolución de la campaña y si otras agencias de noticias deciden sumarse al movimiento, por ahora, aquí está el polémico spot que es la contraparte del ya conocido hasta #FakeNews:

https://www.youtube.com/watch?v=IxuuIPcQ9_I

Por: Deneb Treviño

 




NOTAS RELACIONADAS