probusiness

POR Mario Reyna

Si tu empresa no lleva contabilidad formalmente, podrías estar cometiendo un delito.

A raíz de la reforma fiscal del 01 de junio de 2018 el no llevar contabilidad o llevarla de manera inadecuada podría contraer graves consecuencias para tu empresa.

Es normal que por desinformación muchas empresas, al momento de iniciar operaciones no cuenten con la formalización de contar con los servicios profesionales de contabilidad, no obstante, desde el 01 de junio de 2018 esto se volvió una necesidad apremiante, pues ahora es castigado con prisión el no llevar la contabilidad estando obligado a ello.

En efecto, el día 01 de junio de 2018 se publicó en el Diario Oficial de la Federación una Reforma Fiscal ("DECRETO por el que se reforman, adicionan y derogan diversas disposiciones del Código Fiscal de la Federación, de la Ley Aduanera, del Código Penal Federal y de la Ley Federal para Prevenir y Sancionar los Delitos Cometidos en Materia de Hidrocarburos"), en el que se adhirieron nuevas obligaciones a las empresas, así como también se agravaron ciertas sanciones administrativas y penales, añadiendo la pena de 3 meses a 6 años de prisión para todos los contribuyentes que no lleven contabilidad estando obligado a llevar, o bien, que la contabilidad se lleve de manera inadecuada y aumentando dicha pena a 8 años como máximo cuando se trate de contribuyentes del ramo gasolinero cuyos controles volumétricos y sistemas informáticos detecten anomalías contables-fiscales, ya sea por falta de mantenimiento, por dolo, o por alteración.

Medularmente, la reforma a la legislación fiscal incluye diversas modificaciones al articulado que conforma el Código Fiscal de la Federación, destacando que, a partir de que la reforma entre completamente en vigor, que será 30 días después del 01 de junio del presente año, se sancionará administrativa y penalmente, en lo que refiere a su sistema de contabilidad a:

i.- Quien oculte, altere o destruya los registros contables o sistemas relativos a dicha contabilidad.

ii.- Quien no lleve contabilidada pesar de estar obligado a llevarla.

iii.- Quien registe de manera inadecuadao con información desacertada las operaciones o transacciones contables, fiscales o sociales (relativas a la empresa).

Todo lo anterior en congruencia con los artículos 110 y 111 del Código Fiscal de la Federación tras la reforma:

“Artículo 111.-Se impondrá sanción de tres meses a tres años de prisión, a quien:

…

III. Oculte, altere o destruya total o parcialmente los libros sistemas o registros contables, así como la documentación relativa a los asientos respectivos, que conforme a las leyes fiscales esté obligado a llevar o, estando obligado a tenerlos no cuente con ellos.

…

VIII. Asiente con información falsa o de manera inadecuadalas operaciones o transacciones contables, fiscales o sociales, o que cuente con documentación falsa relacionada con dichos asientos.”

Asimismo, en materia de obligaciones contables, tales como integrar debidamente los libros, sistemas y registros contables, realizar los asientos de acuerdo a los lineamientos emitidos por el Servicio de Administración Tributaria, e inclusive las acciones, partes sociales y títulos de crédito en el entendido de que el tema corporativo, mercantil y societario ya es considerado como parte integral de la contabilidad son algunas de las obligaciones cuyas sanciones por incumplimiento se vieron agravadas, multando a las empresas con montos de $35, 000.00 hasta $3, 000, 000.00dependiendo de la conducta y de las circunstancias que lo engloban.

Como se mencionaba, es menester destacar que el concepto “contabilidad” no solamente atañe al registro contable como tal, sino que de acuerdo al artículo 28 del Código Fiscal de la Federación y 33 de su Reglamento, la contabilidad incluye:

a) Registros y asientos contables y fiscales.

b) Sistemas informáticos y controles volumétricos.

c) Sistemas de almacenamiento de datos electrónicos (CDs, USBs, Discos Externos, entre otros)

d) Contratos celebrados por las partes.

e) Asientos y registros mercantiles (libros corporativos)

f) Declaraciones provisionales y definitivas de impuestos, sean anuales, bimestrales o trimestrales

Efectivamente,es de vital importanciaque las empresas se encuentren manteniendo su contabilidad con la meticulosidad requerida, en virtud de que las sanciones a las que ahora se arriesgan se agravaron considerablemente, considerando así sus obligaciones particulares. Es por tanto fuertemente recomendable el asesorarse con un experto en la materia y asíevitar sanciones administrativas y penales.

g) En general, cualquier documentación que se genere a raíz de una operación o movimiento.

Estas disposiciones comenzarán a entrar en vigor a partir del 01 de junio y serán exigibles a partir de los 30 días posteriores al 01 de junio.




NOTAS RELACIONADAS